lunes, 23 de junio de 2008

Cuyabeno

Debido al trasiego de los ultimos dias, os escribo con un poco de retraso. Aunque ya estoy de vuelta en España (concretamente en Olivenza, Badajoz) antes de terminar mi relato, os debo esta penultima entrada sobre los ultimos dias en tierras ecuatorianas que fueron el mejor final posible para mi viaje.

Despues de haber estado en desiertos, volcanes, glaciares y montañas, no me podia ir de America sin pasar unos dias en la selva. Asi que decidi pasar estos ultimos 4 dias en la reserva de Cuyabeno, en el noreste del pais, cerca de la frontera con Colombia y a escasos 100 Km del campamento de las FARC bombardeado por Colombia provocando el ya conocido conflicto internacional.

Me alojaba (junto a otro puñado de visitantes) en un albergue literalmente en mitad de la selva. Como obviamente alli no hay autopistas, en Lago Agrio (desde donde os escribi la ultima vez) nos recogieron primero en un microbus, que tras 3 horas por carreteras de grava nos dejo en la orilla del rio Cuyabeno, un afluente del Aguarico que es uno de los grandes rios de aguas negras que forman el Amazonas. Tras 2 horas mas en lancha por el rio (el unico medio de transporte posible en esta zona) llegamos a nuestro alojamiento.

Mi habitacion estaba en la choza de en medio

Aunque no nos hubieramos movido de él, solo el hecho de pasar 3 dias alli hubiera valido la pena. El alojamiento eran varias chozas levantadas sobre el pantanoso suelo por postes y unidas por pasarelas. Iluminado a base de velas y por supuesto lleno de hamacas colgando de cada pared. La comida y cualquier otra cosa se traia desde Lago Agrio y alli se llevaba la basura. Cuando te ibas a acostar escuchabas la lluvia, los insectos y los animales mas grandes como en esos CDs de ruidos relajantes que se compra la gente para dormir. Una gozada. Encima, y en contra de lo que esperaba, la comida era buenisima, no se como se las arreglaban.

Y por supuesto, Pancho. Pancho es un mono lanudo de 7 meses que vive en el albergue. Fue decomisado por los guardias de la reserva cuando intentaban sacarlo de contrabando y lo llevaron alli hasta que sea un poco mas grande y pueda llevarse a un centro de rescate para reintroducirlo en la selva. Era lo mas gracioso que he visto en mi vida. Siempre iba subido al hombro de alguien enganchado del cuello con la cola, cuando no estaba robandonos la comida del plato o abriendo el grifo de los bidones de agua potable para beber. Nos peleabamos para jugar con el un rato y todos querriais tener uno en vuestra casa.

Pancho creyendo que era su padre, seguramente por tener mas pelo en la cara que él.

Durante los 3 dias que estuve alli recorrimos la reserva con nuestro guia que era una especie de "Action-Man operacion selva amazonica" a tamaño natural.
Ya el primer dia, aunque llegamos tarde y cansados, salimos a dar un paseo nocturno por los alrededores y ademas de escuchar ruidos poco tranquilizadores vimos arañas enormes, ranas venenosas minusculas y un caiman. No estaba mal para la primera noche.
Al dia siguiente salimos por la mañana a una caminata en la que vimos serpientes, varias especies de monos, perezosos (uno en uno de los escasos momentos que pasan despiertos, unas 4 horas al dia) y cientos de aves: guacamayos, tucanes, cormoranes, pinzones, aguilas arpias y nosecuantos mas que no me acuerdo.

Agudeza visual: encuentre los 2 monos de la foto, ademas del que esta saltando de una rama a otra

Despues de la comida, salimos en la lancha a pescar. Yo no saque nada, pero el resto del equipo cogio un puñado de pirañas y un pez-perro. Despues estuvimos en el lago buscando y encontrando delfines de agua dulce y disfrutando de un atardecer increible con el sol reflejandose en el lago rodeado de selva.

Bañito en la "Laguna Grande"

El 3er dia dimos otro paseito en el que vimos mas animales (monos, serpientes, aves, insectos) y escuchamos a las alucinantes abejas marchadoras. Al escuchar un ruido amenazante cerca de su nido (como 9 gringos gritando al unisono para provocarlas) se ponen a batir sus alas todas al mismo tiempo con una coordinacion perfecta haciendo un ruido como el de un ejercito marcando el paso. Si la amenaza no es disuasoria (que lo fue), salen del nido y pican.
Visitamos una comunidad en la selva (hay que tenerle mucha mania a la gente para vivir alli) y a Don Alberto, su chaman. Don Alberto nos estuvo enseñando las plantas medicinales que cultiva y enseñandonos para que servian, entre ellas el potente alucinogeno conocido como yahe o ayahuasca que utilizan para volar cerca de los astros. Nos hablo de su maestro que vivio 175 años (no le preguntamos como cuentan por alli) y nos conto como hacen para saber si un estudiante esta preparado para ser chaman: Se reunen los chamanes y estudiantes de muchos kilometros a la redonda, en el ultimo encuentro unos 60. Se toman cada uno un vasazo de ayahuasca y al rato la mitad estan tirados por el suelo "volando". Esos todavia no estan preparados. Los que son capaces de no perder los papeles y tratar a los pacientes, son los que estan "graduados". Voy a proponer ese sistema al ministerio como alternativa al MIR. Se cogen a todos los inscritos en cada sede, se les da medio tripi y se les suelta por el hospital. Segun lo bien que se trate a los pacientes, se pone la nota. El tipo era un personaje curioso, pero era inevitable tener la sensacion de que era mitad verdad (es cierto que es lo mas parecido a un centro de salud en varios kilometros a la redonda y que la gente acude a el) y mitad show para los turistas.

Don Alberto en su casa

Por la tarde, de nuevo bañito en el lago viendo la puesta de sol y por la noche, marcha nocturna en busca de tarantulas. De las tarantulas solo vimos las patas gordas y peludas de una metida en su madriguera, pero no quiero ni pensar como era el resto. Sin embargo vimos una caiman rodeada de crias muy quietos en el agua con nuestras linternas reflejandose en sus ojillos.

Despues de decir "esperaos aqui a ver si puedo agarrar una cria", el guia volvio con esto

El cuarto dia nos levantamos al alba para ver mas aves y animales con las claritas del dia antes de enpezar el largo camino de vuelta a la civilizacion, que para mi era ademas, el camino de vuelta a España.

Han sido 4 dias increibles, el broche de oro de mi viaje. He visto los arboles mas grandes y mas raros de mi vida, animales que solo se ven en los documentales de la BBC y otros que ni siquiera sabia que existian y me he bañado en aguas llenas de pirañas, caimanes y delfines rosados.

Con Lucy, An, Sibylle y Anna, los 5 que volviamos el jueves a Quito en la estación de Lago Agrio

Ademas, el grupo como siempre era bastante apañado. El grupo que empezo el lunes conmigo estaba formado por una australiana, una belga, una alemana, una finlandesa y dos yanquis de los que parecen 2 secundarios de American Pie. Al dia siguiente se nos unieron una pareja de holandeses que eran unos artistas y una pareja de españoles de los poquisimos que me he encontrado en mi viaje y con los que hice muy buenas migas.

Mariajo, que casualmente es residente de pediatria y Jose, que no juega de pivot en Estudiantes, es que estaba subido a un escalón

El jueves empece mi largo camino de vuelta haciendo a la inversa el recorrido del lunes: 2 horas de lancha, mas 3 horas de micro bus hasta Lago Agrio mas 8 horas de bus a Quito a donde llegue a las 2 de la mañana. Llame a las amigas de Xiana con las que habia quedado previamente y nos fuimos de fiesta (gracias por todo Gabi).


A las 6 recogi mi mochila y me fui al aeropuerto a coger mi avion,que tras una escala tecnica en Guayaquil, me llevo a Caracas, donde cambie de avion y tras un par de horas de espera y 14 de vuelo llegue a Madrid desde donde un autobus me trajo a Badajoz. Y mañana, por fin llego a Sevilla. Pero esta es otra (la ultima) historia. Ya os contare

9 comentarios:

ELISA dijo...

Cómo que la última historia? Dinos, qué vamos a hacer sin este blog los que somos "cenizasvolandolosvientosdelsur-adictos"?? Ten cuidado, que puede generar síndrome de abstinencia... y eso, es muy malito!!

BIENVENIDO A CASA!

Eloy dijo...

Back in Brussels again. Me encantó verte en primicia el finde en Olivenza.

Muchos besos, rey.

Manolo L Pradas dijo...

Enhorabuena por tan increíble viaje, y vaya fin de fiesta, q envidia de ultimos 4 dias¡¡¡¡¡¡¡¡¡
Bienvenido a España de nuevo q ya se t esperaba con ganas.......

Harry Haller dijo...

He hablado con América (la tuya no la de Mailer). Te extraña.

Te veo el viernes.

GEO dijo...

Enrique!!

He ido siguiendo tu Blog a lo largo de tus ciento treintaitantos días!!
Como a muchos más de tus fans del blog, encantado de que amenizaras nuestros ratos de "leo el correo extendido" diario ;-)!!

Una cosa, deberías salvar todo el Blog en un fichero o algo con las fotos para que no se te quede perdido en la maraña de Internet!!

Bienvenido a Sevilla con todo el calor que le da fama!!

Un abrazo

Joaquin

Ma. Candela dijo...

he venido leyendo tu blog desde abril, acabo de encontrar una foto en el google en una buscqueda que estoy haciendo para mi trabajo grafico!

Que lindas palabras para describir mi pais! Estoy emocionada...

Que tengas un enriquecedor viaje!

mar dijo...

Gracias por las fotos del cuyabeno,sin querer me has recordado mis aventuras por la selva amazonica del ecuador. en las esatcion de autobuses donde tienes una foto es la misma que utilizaba yo para regresar a casa, una pregunta el viaje de quito al cuyabeno o viceversa lo hicieron por la noche o por el dia? por que no veo ninguna foto de los avismos por donde pasa el autobus.

raquel dijo...

Hola!
Es la primera vez que veo tu blog y lo he encontrado porque estoy buscando la manera de llegar a la selva para que algun chaman nos haga a unos amigos y a mí la ceremonia del yahe.
Aunque estemos lejos (yo vivo en Catalunya te mando un abrazo gigante (como esos árboles que viste)
Raquel

Clari dijo...

veo que tuviste un gran experiencia recorriendo lugares muy bellos y disfrutando de la naturaleza. Hice un viaje a Guayaquil en donde me recuerda mucho a ese lugar de España